Resumen: Algunas veces, nuestra propia mente nos limita para alcanzar eso que queremos. Dejando fuera ese tipo de pensamientos estaremos avanzando un paso a la vez, a la mentalidad ideal para alcanzar el éxito.
reloj homo eficiensLectura: 3 minutos, 17 segundos.

OK!, quizás no seas visionario como algunos emprendedores ya exitosos, pero eso no significa que no puedas apuntar hacia el éxito. Para cada individuo allí afuera, el éxito se define de forma distinta: algunos buscan gloria, poder y dinero, mientras que otros simplemente buscan amistades, conexiones y romance; e incluso para algunos el éxito puede significar hacer tareas comunes de su casa.

Sólo porque no seas el que destaca entre sus pares, no significa que no puedas apuntar hacia ser uno de ellos. Verás muchos consejos y técnicas que te llevarán por el camino de éxito; sin embargo, no serás capaz de viajar por ese camino por mucho tiempo a menos que creas en el éxito para ti mismo. Para ser exitoso, necesitas evitar todos esos pensamientos negativos que están aniquilando tu orientación hacia la meta. Todos estos pensamientos son generados por recuerdos negativos como fracasos, decepciones, humillaciones, vergüenza y otras más que permanecen vivas en tu mente subconsciente.

Para creer en el éxito para ti mismo, necesitas deshacerte de estos pensamientos letales.

1. “No me han dado suficientes oportunidades”

llorando

Es un mundo cruel y egocéntrico allí afuera, y no se te ha dado ninguna oportunidad.

Pero he aquí el asunto: DESPIERTA!

Las oportunidades fueron hechas para ser tomadas, no regaladas. No necesitas esperar a alguien para que te de una oportunidad; tú debes dar el paso y tomar las oportunidades. Lo único que te detiene eres tú mismo. Hay muchas herramientas, como las redes sociales, que te pueden conectar directamente con las personas a las que quieres presentar tus ideas.

2. “Pagaría el precio si supiera que lo vale”

pagando

El éxito se gana; no vas a ver la recompensa antes del trabajo duro. Nublará tu motivación y entorpecerá tu determinación. Todas las personas exitosas se han ganado su éxito; ellos han trabajado en ello independiente de las recompensas que obtendrían. Esta es la razón por la que las personas exitosas que trabajan arduamente tienen mejor paga y son promovidos frecuentemente.

3. “Otras personas me impiden avanzar”

mucha gente

Otras personas tomaron esa oportunidad que te merecías; tus padres no quieren que te enfoques en ciertas áreas; tus compañeros de trabajo no trabajaron tanto para esa presentación como tú. Has tenido poco o nada de éxito porque las personas tienen el hábito de hacerte las cosas difíciles. Pero he aquí el asunto: No puedes controlar a otras personas o a sus acciones; sólo te puedes controlar a ti mismo y a la forma en que piensas. Aprende de los errores cometidos por otras personas y aprende de ellos. Las personas son exitosas porque han aprendido de sus errores.

4. “No tengo tiempo”

sand clock

Si no tienes el tiempo, haz tiempo para tus esfuerzos. Haz tus tareas rápidamente y eficientemente. Para el éxito recuerda que el tiempo es dinero; deberías tener el control sobre tu tiempo más que tu tiempo sobre ti.

5. “No soy especialmente inteligente o talentoso”

study

Pensar en algo como esto puede causar problemas de autoestima. No te compares con otros; ellos poseen talentos que tú no tienes, pero tú también posees talentos que ellos no tienen. Deberías, sin embargo, estar determinado a conseguir nuevas habilidades y creer en la persistencia.

6. “Voy a fallar, ¿Para qué molestarme?”

fallando

Comenzar creyendo que vas a fracasar sólo destruirá tu motivación y no dejará espacio para el trabajo duro. Deberías ser tu propia motivación que sirva como combustible para el éxito.

7. “Soy un genio”

genius

Hay una línea entre tener confianza y tener exceso de confianza. Si crees que eres el que puede cambiar el juego y las personas se arrodillarán ante tu magnificencia, es tiempo de darte a ti mismo un llamado a despertar. Pensar que eres un genio y ser uno, son cosas totalmente distintas. El primero es una opción mientras que el segundo es un resultado de mucho trabajo.

Autor: Tayyab Babar
Traducido por Cristian Estrada
¿Te gustó este artículo?
Suscríbete ahora y recibe quincenalmente nuestro contenido directo en tu correo!
I agree to have my personal information transfered to MailChimp ( more information )
Powered by Optin Forms
The following two tabs change content below.
Científico curioso. Estudiante autodidacto. Escritor sobre viajes en bicicleta, productividad y temáticas hídricas. Ciclista y Montañista adicto a la aventura. Corazón de Voluntario, DIY y Hacker.